ENORME DISCO DE HIELO SORPRENDE A ESTADOS UNIDOS

El río Presumpscot es un canal de 25.8 millas de largo que fluye a través de Westbrook, una pequeña ciudad en el estado de Maine (EE.UU.). Este espacio natural es sede de una reciente atracción. Aunque el río ha sido un corredor de transporte durante años, la gente no se está acercando a la orilla para ver pasar una barcaza, sino para observar el gigantesco disco de hielo que se ha formado.

Esta “pista de hielo” natural, perfectamente redonda, parece hecha por el hombre, pero no lo es. Robert Mitchell, propietario de un edificio de oficinas cercano, notó el peculiar disco en la mañana del 14 de enero y notificó a las autoridades pertinentes, con la esperanza de que pudieran obtener una mejor vista a través del uso de un drone, informó The New York Times.

“A PRIMERA VISTA, PENSÉ QUE PARECÍA QUE SE HABÍA FORMADO UNA FORMA FRESCA, PERO DESPUÉS DE UN MINUTO MÁS O MENOS ME DI CUENTA DE QUE ESTABA GIRANDO”.

Se cree que el disco se formó de manera natural en un tramo del río donde una corriente circular provocó un remolino, dijo Tina Radel, funcionaria municipal. No es la primera vez que aparece un disco, pero ninguno ha sido tan grande, comentó para medios locales.

El enorme disco de hielo de unos 90 metros de diámetro, gira en sentido contrario a las agujas del reloj. Al parecer la gente que transita o vive cerca lo ama y más los patos, quienes han encontrado un lugar de descanso en la zona.

Algunos investigadores buscan una respuesta a este fenómeno natural, mientras que otros opinan que como el agua del remolino fluye más lento que la corriente principal, es probable que se congele, creando el disco de hielo.

Aparentemente, se mantiene firmemente centrada en su eje, haciéndolo parecer “mecanizado”, comentó Mitchell.

Investigadores informaron que el disco de hielo también ha ido cambiando de tamaño y color, dependiendo de la temperatura, la hora del día o la posición del Sol.

Fuente: www.muyinteresante.com.mx