Banda juvenil representa a Oaxaca en Colombia, sin ningún apoyo

La Banda de Alientos Infantil y Juvenil de San Lorenzo Cacaotepec se encuentra en Colombia, en el continente sudamericano, para presentar piezas tradicionales y no tanto, a las personas que residen en ese país. De acuerdo con Daily Margot Cruz Hernández, coordinadora y gestora cultural, no recibieron apoyo por parte del gobierno del estado de Oaxaca, ni siquiera un documento que avalara su identidad.

De acuerdo con Cruz Hernández enviaron una carta al gobierno del estado para que les proporcionaran una carta de respaldo, para evitar problemas en el tema migratorio, “pero no hubo ninguna respuesta”, aseveró. Con respecto a los recursos económicos, ellos tuvieron que gestionar los apoyos con particulares y empresas, sin que las autoridades estatales de Oaxaca intervinieran.

“Al final de cuentas, el equipo siempre ha sido particular y hemos tratado de trabajar con nuestros propios recursos, sumándose amigos, compañeros y gente que ha visto el desarrollo de la banda como tal, gente que apoya día con día”, expresó.

La gira se denomina “Gira de colores” y serán una serie de conciertos en distintas provincias de Colombia, la tierra del café. Ante la falta de respuesta de las autoridades, “los gastos fueron sufragados por los padres de familia y amigos con empresas y negocios particulares. El municipio de San Lorenzo Cacaotepec apoyó con la compra de sudaderas y playeras para los jóvenes”, señaló.

Los músicos oaxaqueños estarán del 26 al 31 de diciembre de 2021, para salir el último día del año en la madrugada, siendo ya esperados por sus padres y familiares.

Los costos

“El boleto de avión redondo fue de aproximadamente 14 mil pesos; de ahí sumándole toda la gestión que se hizo, sí se ahorraron bastante los papás porque sí hubo bastante apoyo en cuanto a uniformes, la cuestión del traslado, en cuanto a la cuestión de las comidas, pero el boleto en realidad salió en esa cantidad; junto con eso, pues también se buscaron otros apoyos, pero pues bueno, como siempre no hay recursos, según porque es cierre de año y cositas así”, exaltó.

Juan Pablo Londoño Ortiz, director de la escuela de música de La Pintada, afirmó sobre la visita de los pequeños músicos, que “es una experiencia para nuestras vidas, primero que todo es aprovechar nuestras culturas, en este caso la de México y la de Colombia”.

“Es de enorme alegría saber que ustedes están por acá en nuestra tierra”, dijo sobre el grupo de oaxaqueños que se trasladó hasta el vecino país del sur, compuesto por 12 músicos; el director de la orquesta, Benjamín Bautista Guerrero, originario de San Miguel Cajonos, Sierra Norte, y la gestora cultural.

Orgullo de representar a Oaxaca

“Es un orgullo muy grande, ya que se ha trabajado mucho para lograr este resultado musical y así demostramos que todo esfuerzo vale la pena”, aseveró Daily Margot Cruz Hernández. “Están muy emocionados, muy orgullosos y sobre todo que sus padres son partícipes de su felicidad”, reveló.

“Y es un gran paso porque se tienen muchas expectativas y proyectos a futuro; esperamos que en próximos meses, la banda completa pueda asistir a otros eventos internacionales y se buscarán todos los modos para lograrlo”, continuó en entrevista exclusiva para NOTICIAS Voz e Imagen de Oaxaca.

Agradeció el apoyo de la minera que se encuentra en el municipio de San José El Progreso, en el Valle de la entidad oaxaqueña. Además, que el contacto con el representante colombiano se obtuvo gracias a Radio Sierra Oaxaqueña.

Pasión por la música

En entrevista previa con NOTICIAS, Voz e Imagen de Oaxaca, Benjamín Bautista, director musical, aseveró: “todo esto empezó como un sueño, venir a implementar un poquito de cultura oaxaqueña aquí en el Valle, que es tan complicado, que se está perdiendo demasiado por toda la música popular que influye mucho acá. Pues pensamos que no iba a pegar y todo esto; tuvimos la idea con unos padres de familia, juntamos a los niños y llevamos cinco años con este proyecto que se ha realizado como un sueño”.

Sobre la forma en que aprenden los menores, indicó en las vísperas de los festejos a Santa Cecilia, que “ese proceso es mágico, prácticamente porque ves desarrollar las habilidades del niño, cómo va creciendo, tanto humanamente como músico. El chiste de hacer esto no es formar artistas, es formar gente de bien, crear más conciencia en los niños, hacerlos un poco más humanos y sensibles hacia lo que hoy estamos viviendo”. (NVI NOTICIAS)