Lanzan IMSS-Bienestar y olvidan el Insabi; arrancará en Nayarit

El gobierno federal olvidó al Instituto de Salud para el Bienestar (Insabi) y ahora lanzará IMSS-Bienestar, el cual se encargará de dar servicios de salud y medicamentos a las personas que no tienen seguridad social. Este programa arrancará el 1 de abril en Nayarit.

Durante la conferencia matutina del presidente Andrés Manuel López Obrador se informó que el propósito es que para 2024 los hospitales de salud a cargo de los gobiernos de los estados se conviertan en hospitales del IMSS-Bienestar.

Según un video reproducido en la conferencia, la transferencia de estos centros de salud se realizará bajo tres principios: continuidad de los servicios de atención medica, libre asociación de los estados, libre adscripción de los trabajadores y transparencia.

El director del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), Zoé Robledo, aseguró que no se afectarán los derechos laborales ni se despedirá a ningún trabajador de salud y hasta agregarán a los médicos que estuvieron trabajando durante la pandemia por Covid-19.

Al hablar sobre el arranque del programa en Nayarit, informó que este organismo operará los 17 hospitales del estado y 261 centros de salud de primer nivel, donde estarán inscritos 4 mil 627 trabajadores.

El funcionario comentó que la inversión inicial para este programa en Nayarit será de mil 438 millones de pesos, que es para pagar la nómina del personal, equipamiento e infraestructura. Por ello, a partir del 17 de marzo comenzará la mesa de transformación en la entidad.

Según la página web del IMSS-Bienestar, el sistema de salud operará en 19 entidades del país, otorgará servicios médicos a 11.6 millones de personas que viven en zonas rurales o urbanas marginadas, de las cuales 4 millones son indígenas.

Serán 3 mil 622 unidades de salud, 184 brigadas de salud, 140 unidades médicas móviles, 37 centros de atención rural y 80 hospitales, donde se darán servicios de primero y segundo nivel de atención, de acuerdo con el IMSS.

En las 80 unidades hospitalarias se atenderán especialidades de cirugía general, gineco-obstetricia, medicina interna, pediatría, anestesiología, medicina familiar y epidemiología.

En tanto, el presidente Andrés Manuel López Obrador señaló que el gobierno federal trabaja en la rehabilitación de hospitales y centros de salud con el fin de equiparlos, que haya médicos, enfermeras y personal.

“Ahora el mismo equipo que trabajó para enfrentar la pandemia está fortaleciendo el sistema de salud para la población abierta, para los que no tienen seguridad social, que son alrededor de la mitad de los mexicanos y la gente más pobre, más necesitada”, comentó.

El mandatario federal calculó que la inversión para el IMSS-Bienestar en todo el país será de 200 mil millones de pesos. (FORBES)